Archivo

Archive for the ‘Helenismo’ Category

Vídeo (online) J. L. Pardo y A. Gándara en Para todos, La 2: “Debate: Vivir mejor”

06/04/2014 4 comentarios

Debate en el programa “Para todos, La 2” en TVE entre José Luis Pardo y Alejandro Gándara sobre el concepto de “vivir mejor” en Epicuro y la antigüedad. Contiene también una entrevista al filósofo Michel Onfray.
Puede verse online en el siguiente enlace:
Vídeo (online) J. L. Pardo y A. Gándara en Para todos, La 2: “Debate: Vivir mejor”

Anuncios

Video (youtube): Gadamer narra la historia de la filosofía (completo)

28/08/2013 7 comentarios

Libro: F. Martínez Marzoa, “Interpretaciones”

01/05/2013 4 comentarios

marzoaNuevo libro de Felipe Martínez Marzoa que se asemeja, en forma y en temática, al de Distancias. El hilo central del libro es la noción de interpretación y el modo como ésta ha de plantearse rigurosamente, aunque no se encontrará ningún capítulo que trate expresamente de este asunto, en la consideración de que solo en su ejercerse sobre algo puede mostrarse el acto de interpretar. Los “interpretandos” de este libro se hallan estructurados en dos grandes bloques: del capítulo 1 al 8, se recorren una serie de textos griegos, desde la Odisea hasta el Critón, profundizando en análisis desarrollados y esbozados en libros anteriores como La cosa y el relato o El decir griego, entre otros; los cuatro últimos capítulos profundizan, sin embargo, en la lectura de la literatura castellana que el autor presentó en su libro La soledad y el círculo, entrando esta vez a examinar textos como El libro de Aleixandre, el Libro de Buen Amor o las Novelas ejemplares. El propio autor remarca en el Prólogo la condición de anteriores a la Modernidad de todos los casos tratados, emplazándonos a futuras publicaciones que explicarán la razón de esta acotación epocal.

En la parte griega, varios de los textos elegidos para ser materia de los toques interpretativos aquí reunidos no están entre lo más habitualmente citado, alegado y discutido de sus respectivos autores o géneros. Ello puede ser debido en cierta medida a que el autor del libro persevere en la terquedad de intentar orientar la atención más a cómo se interpreta un texto que al interés por determinadas figuras (personajes, situaciones) a las que todo el mundo, con o sin hermenéutica, se refiere de vez en cuando. Pero también influyen otros al menos dos factores. Primero, que el autor ya no tiene por deuda el dar a conocer las líneas básicas de cómo entiende, en contexto con lo ahora o en otros momentos presentado, aquellas figuras, situaciones y conexiones más frecuentemente alegadas, pues ya ha escrito bastante al respecto. Y, segundo, que quizá no siempre lo menos mencionado sea menos importante.

Libro: F. Martínez Marzoa, Interpretaciones.
En: Abada, Madrid, 2013. 133 págs.

Contraportada: La selección de motivos para pinceladas interpretativas cuya secuencia constituye este libro, más que interpretar esta o aquel “objeto” al cual por unas u otras razones se dirigiese nuestro interés, busca algo concerniente al propio acto de interpretar, el cual, por cierto, tampoco puede volverse él mismo tema o asunto, sino sólo ejercerse con algún interpretando.

Índice:

Prólogo.
1. Una estructura de la Odisea.
2. El Ayante de Sófocles.
3. Edipo en Colono.
4. Los acarnienses.
5. “Misterios”.
6. Las tetralogías atribuidas a Antifonte.
7. A propósito del “Critón”.
8. El libro de Alexandre.
9. Inciso.
10. A propósito del Libro de Buen Amor.
11. En la “vía muerta”.

Libro: J. L. Pardo, “La metafísica. Preguntas sin respuesta y problemas sin solución”

27/06/2011 7 comentarios

Libro temprano de José Luis Pardo que fue reeditado en 2006 por Pre-Textos, conteniendo una nueva nota a la edición y un quinto capítulo a modo de apéndice. En el libro se repasa el devenir del término “metafísica” y la peculiar historia de la “disciplina” a la que se refiere, sobre todo con vistas a esclarecer el debate suscitado sobre ella en una era que ha querido llamarse post-metafísica. El libro tiene un “pero”, indicado por el propio autor en la nota que antecede a la edición: el tener una visión de la metafísica “excesivamente esquemática y reduccionista”. Aún así, el libro desarrolla un mapa coherente, aún cuando sea quizá algo rígido, de la historia y avatares de ese saber tan raro cuyo estatuto, ya desde Aristóteles o quizá algo más atrás, siempre parece estar puesto en duda y sin embargo siempre parece subsistir de un modo u otro.

Sentimos, pues, la metafísica como un tipo de discurso que comienza con Platón y termina con Hegel (aunque sea, desde luego prologado por los pensadores presocráticos y prolongado por los herederos dialécticos, positivistas y hermenéuticos de la descomposición del sistema de Hegel). Si podemos adjudicar una cierta –problemática– unidad a ese discurso, a pesar de las enormes distancias impuestas por la variación histórica, es, claro está, porque le atribuimos, como habla, una cierta lengua, un código cuyas reglas definen en lo esencial a la «época de la metafísica». Esas reglas, como es manifiesto, sólo pueden establecerse desde afuera, y desde el momento en que la metafísica es ya tenida por una –noble– lengua muerta. Tal parece que ya no resulta posible hacer metafísica con nuestros discursos, sino tan sólo hacer discursos acerca de una metafísica que yace ante nosotros como un hecho (de discurso) absolutamente innegable pero en el que ya no participamos: sólo podemos intentar re-hacerlo o des-hacerlo. La reconstrucción y la desconstrucción se presentan así como las dos principales actitudes filosóficas en la época del pensamiento post-metafísico.

Libro: José Luis Pardo, La metafísica. Preguntas sin respuesta y problemas sin solución.
En: Pre-Textos, Valencia, 2006. 161 pág.

Contraportada: La Metafísica no es una disciplina especial de la filosofía, ni una “parte” o un capítulo del saber entre otros, ni siquiera un estilo de practicar el conocimiento característico de cierto momento histórico; la Metafísica es, para decirlo con palabras de Martin Heidegger, “el pensamiento occidental en la totalidad de su esencia”.
La presenta obra pretende constituir un libro de claves capaz de facilitar el acceso al campo de problemas en el que los más lúcidos pensadores de occidente se han enfrentado durante más de veinte siglos a la cuestión de si es posible otorgar un concepto al ser de lo que hay, pues si es posible la relectura de esos esfuerzos es, hoy más que nunca, el único horizonte en el cual es posible seguir pensando.

Índice:

Nota a la Nueva Edición.

Introducción: La ley de los tres estados.

1. Los usos de la metafísica
1.1. De un accidente terminológico
1.2. De un acabamiento que no termina
1.3. La lengua muerta
1.4. Cuatro rasgos distintivos

2. La escisión en el ser
2.1. El pensamiento mítico
2.2. La primera inscripción
2.3. La ciudad y los poetas
Excursus: tiempo y verdad
2.4. El ser como Idea
2.4.1. Límites de la metafísica (I)
2.5. El ser como Esencia
2.5.1. Límites de la metafísica (II)
2.6. Ser metafísico y poder político

3. Las heridas de la sustancia
3.1. Arversus peripatéticos
3.1.1 El laberinto de la experiencia
3.2. La segunda inscripción
3.2.1 El panóptico de Leibniz
3.3. Adversus dogmáticos
3.3.1. El ser como objeto
3.3.2. El ser como espíritu
3.4 Fin de la historia
Excursus: la metafísica y el Estado

4. La era post-metafísica
4.1. La bella mentira
4.2. Etnografía del pensamiento

Apéndice

Libro: B. Cassin, “El efecto sofístico”

29/09/2010 3 comentarios

En el 2008 se publicaba en FCE esta traducción reducida del libro de Barbara Cassin (L’effet sophistique, Gallimard, 1995). Las 694 páginas del original se reducen a 376 en esta edición, suprimiéndose la parte de las traducciones de textos de la primera y la segunda sofística y algunos tramos que según la propia autora eran paralelos o meramente corroboratorios. Las razones, como siempre, son editoriales y “evidentes”. En todo caso, el libro mantiene el cuerpo demostrativo indispensable para su entendimiento.
Bajo el lema de una “historia sofística de la filosofía”, la autora, marcadamente deleuziana, trata de reconstruir, en la primera y segunda partes del libro, la argumentación inmanente a los textos de la primera sofística, especialmente los de Gorgias, releyendo estos desde la perspectiva de una crítica interna a la ontología parmenidea que la considera un “efecto de discurso”. En esta clave se puede hablar de la “logología” de Gorgias. En su tercera parte la autora analiza textos de la llamada “segunda sofística”, buscando la relación entre ella y la primera, y atendiendo al surgimiento del concepto de “ficción” y de “literatura” en la crítica aristótelica del discurso sofístico. Las interpretaciones de la autora son arriesgadas y heterodoxas, sin perder por ello el rigor y la claridad debidos, aspectos ambos de este libro que cualquier lector de la bibliografía típica y tópica de la sofística agradecerá, aun cuando no comparta sus conclusiones.

Ahora bien, textos en mano, mi primera conmoción filosófica sería el hecho de que la sofística fue, en todos los sentidos, refractaria a esa percepción realmente grandiosa. En el Tratado del no ser de Gorgias, algunas decadas después del Poema, la cuestión es una relación muy distinta entre el ser y el decir. Gorgias pone de manifiesto que el poema también es, ante todo -sépalo o no y quiéralo o no-, una performance discursiva: lejos de estar encargado de decir una donación originaria, algún “es” o “hay”, produce realmente su objeto, aun en la sintaxis de sus frases y por ella. De manera radicalmente crítica con respecto a la ontología, el ser no es lo develado por el poema sino lo creado por el discurso, así como el héroe “Ulises” es un efecto de la Odisea. Si la filosofía quiere reducir la sofística al silencio, es sin duda porque, a la inversa, la sofística produce la filosofía como un hecho de lenguaje. Propongo denominar logología, con un término tomado de Novalis, esta percepción de la ontología como discurso, esta insistencia en la autonomía performativa del lenguaje y en el efecto mundo producido por él. Era posible, por lo tanto, ser presocrático de otra manera.
En este punto interviene Antifonte: las obras del sofista orador nos permiten comprender qué tipo de mundo crea el logos. La primera constatación de Acerca de la verdad no es que “es”, sino que “se ciudadaniza”. La naturaleza (que los papiros denominan “aquello a lo cual no se escapa, la alétheia, justamente) ya no es entonces más que el resurgimiento de lo privado en el seno público, ello mismo comprendido como un acuerdo de discurso, exactamente como, para el orador de las Tetralogías, lo verdadero nunca es otra cosa que un giro resurgente de lo verosímil. Una Grecia donde el vínculo retórico, performance tras performance, constituye lo político, es una Grecia muy distinta de aquella en que la instancia de lo político está sometida al Ser (la polis como polo del pelein, antigua palabra para einai, dice con claridad Heidegger), a lo Verdadero o al Bien. Lo político griego, y acaso lo político a secas, debe entonces instruirse como impacto de lo logológico y ya no situarse bajo el influjo de la ontología.

Libro: Barbara Cassin, El efecto sofístico.
En: Fondo de Cultura Económica, Buenos Aires, 2008, 376 págs.

Contraportada: Los sofistas, los “maestros de Grecia” de quienes habla Hegel, son profesionales del lenguaje, maestros en el arte de persuadir a los jueces, de volcar la opinión en una asamblea, de instruir en la democracia. Hacen obra política, cuando la filosofía quiere hacer obra de conocimiento. Platón, que hace del sofista el alter ego negativo del filósofo, lo excluye del campo de la verdad. Aristóteles va aún más allá, pues lo desaloja de la dimensión del sentido y, directamente, del número de los seres humanos.
En el fondo de esta confrontación polémica hay dos concepciones del logos, opuestas entre sí: por un lado, la ontología, a lo largo de una línea que va de Parménides a Heidegger, y para la cual se trata de decir lo que es; por el otro, la logología, de los sofistas a Lacan, para la cual el ser no es otra cosa que un efecto del decir. En la Atenas de Pericles, la primera sofística desplaza el plano del discurso de lo físico a lo político, y se instala a justo título en esa polis que es un producto del arte logológico del consenso. En la Roma imperial, la segunda sofística lleva la retórica hacia la novela y, por lo tanto, hacia un lenguaje productor de mundo, y pasa así de la filosofía a la literatura.

Índice:

Presentación. La sofística, hecho de historia, efecto de estructura.

PRIMERA PARTE: De la ontología a la logología.

I. La ontología como obra maestra sofistica: Sobre el no ser o sobre la naturaleza.

Tratado contra poema.
Que no es: crítica de la krisis.
Las regulaciones filosóficas del lenguaje.
Es incomunicable: ¿behaviorismo o logología?

II. Retórica y logología: el Encomio de Helena.

El gran dinasta.
Helena o la lógica del decir eficaz.
¿Se puede ser presocrático de otra manera? Sobre la interpretación heideggeriana de la sofística.

SEGUNDA PARTE: De lo físico a lo político.

III. El vínculo retórico.

Una lógica política.
La paradoja del consenso.
Ortodoxia y creación de valores: el elogio.
Ética o retórica: el mito de Protágoras.
Logos, khrémata, temporalidad.

IV. Lo uno y lo múltiple en el consenso.

La ciudad como performance: producir la homónoia a traves del logos e integrando la stasis.
Platón: el cuerpo social o el sentido de la jerarquía.
Aristóteles: el picnic o la artimaña de la democracia.
Ontología y política: la Grecia de Arendt y la de Heidegger.

TERCERA PARTE: De la filosofía a la literatura.

V. Homonimia y significante: las dos posiciones de la sofística.

Del sentido sin referencia (ficción), y del significante sin sentido (homonimia).
Sofisma y chiste en Freud.
Lacan y la sofística: Aun, aún Helena.

VI. Retórica y ficción.

El valor de la retórica: de Platón a Perelman.
El acta de nacimiento de la segunda sofística: Filóstrato.
Lógicas de la acción.

Conclusiones.

Recursos online: Perseus Digital Library

09/06/2010 5 comentarios

Web imprescindible para todo aquel que quiera estudiar el corpus greco-latino. Su base de datos contiene textos online, tanto en griego/latín como en inglés, de ese corpus, asi como bibliografía secundaria en inglés. También contiene material árabe, germánico, del renacimiento inglés o del siglo XIX americano.

Aquí tenéis el enlace: Perseus Digital Library.

Como muestra, os dejo aquí una serie de enlaces a textos de interés filosófico, en su idioma original:

Homero, Iliada (griego).
Homero, Odisea (griego).

Hesiodo, Teogonía (griego).
Hesiodo, Trabajos y días (griego).

Sófocles, Edipo Rey (griego).

Jenofonte, Recuerdos (griego).

Platón, Fedón (griego).
Platón, Fedro (griego).
Platón, República (griego).
Platón, Teeteto (griego).
Platón, Sofista (griego).

Aristóteles, Metafísica (griego).
Aristóteles, Ética nicomaquea (griego).
Aristóteles, Política (griego).
Aristóteles, Retórica (griego).

Euclides, Elementos (griego).

Diógenes Laercio, Vida de los filósofos (griego).

Cicerón, De Fato (latín).

Lucrecio, De rerum natura (latín).

A %d blogueros les gusta esto: