Inicio > Contemporáneos, Libros > Libro: J. L. Pardo, “La intimidad”

Libro: J. L. Pardo, “La intimidad”

Concebido inicialmente como una segunda parte de La banalidad (1989) pero luego finalmente como una suerte de corrección del mismo, este libro de José Luis Pardo del año 1996 (reed. 2004) trata de desarrollar un concepto de intimidad, deslindándolo de la privacidad y la publicidad, y combatiendo las distintas falacias que tratan de reducir ese aspecto a lo uno y lo otro. En él se anticipan reflexiones seguidas posteriormente en La regla del juego relativas al papel limitador de la comunidad con respecto a la ciudad y viceversa, toda vez que la una y la otra son, respectivamente, el aspecto “social” de la doblez intimidad — privacidad/publicidad.

Apenas es preciso entonces señalar que, aunque puedan nombrarse mil, hay al menos dos grandes estrategias de destrucción de la intimidad. La primera, bárbara y energúmena, consiste en convertirla en publicidad, es decir, en «elevar» las reglas implícitas y no explicitables que sustentan el discurso íntimo a la categoría de leyes con fuerza ejecutoria (es el sueño de todas las dictaduras y la realidad de todas las mafias: gobernar el Estado como un matrimonio o como una familia, como una Iglesia, como una comunidad monacal o como una fraternidad). De ahí emanan las falacias de la indentidad y de la inefabilidad. La segunda estrategia, civilizada y santificada, consiste en convertir la intimidad en privacidad, es decir, en propiedad privada, transformando las relaciones interpersonales en contratos mercantiles privados (confidenciales): reglas explícitas pero públicamente opacas o secretas que ocultan mezquinos y vergonzantes intereses (el derecho a la privacidad como derecho a las propias vergüenzas o a la propia basura): es el sueño de todas las tecnocracias y la realidad de todos los grupos de presión, a saber, gobernar los matrimonios y las familias como se gobierna un Estado, una empresa, un consejo de administración o una sociedad anónima. Tal estrategia es la fuente de las falacias de la privacidad y del solipsismo. Y no hace falta decir que ambas estrategias de destrucción de la intimidad lo son a su vez de destrucción de la publicidad porque, al convertir la intimidad en objeto de negociación (ya sea pública o privada), eliminan todo límite de la publicidad y, allí donde todo es negociable, ya da lo mismo lo que se negocie porque, en el fondo, no hay nada (importante) que negociar. Cuando se produce esta destrucción de la intimidad entran en escena las tres ilusiones que hemos catalogado: la ilusión de publicidad (sustitución de la opinión pública por las «campañas publicitarias»), la ilusión de privacidad (sustitución de la propiedad privada por una intimidad echada a perder, por basura) y la ilusión de intimidad (sustitución de la intimidad por la privacidad mercantil). Puesto que el resultado común de estas tres ilusiones es la banalización de la publicidad, de la privacidad y de la intimidad, podríamos reservar el nombre de «banalidad» a la atmósfera resultante de su confluencia. (pp. 120-122)

Libro: José Luis Pardo, La intimidad.
En: Pre-Textos, Valencia, 2004. 313 págs.

Contraportada: La intimidad no es el secreto sobre sí mismo que cada cual oculta pudorosamente a los demás, ni tampoco el fondo inefable que sólo yo sé y no puedo compartir. La intimidad es un efecto del lenguaje y, en cuanto tal, no solamente no excluye a los otros, sino que presupone una comunidad. Una comunidad, eso sí, implícita, que no se confunde con el espacio público ni con el tiempo privado de la Ciudad. En este libro se trata de deslindar estos dos órdenes (privacidad y publicidad, de una parte, intimidad y comunidad, de otra) y de mostrar que cada uno de ellos es al mismo tiempo el límite y la condición de posibilidad del otro.

Índice:

INTRODUCCIÓN. Banalidad e intimidad.

1. LA LENGUA DE LA INTIMIDAD. Fragmentos de una teoría de la pasión comunicativa.

2. EL SABER DE SÍ. Apuntes para una fenomenología del espíritu íntimo.

3. LAS RAÍCES DE LA INTIMIDAD. Notas para una genealogía de la moral íntima.

APÉNDICE (AL CAPÍTULO 1) SOBRE LA RELEVANCIA FILOSÓFICA DE LA INTIMIDAD DE LA LENGUA.

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. 05/10/2011 en 10:15
  2. 22/03/2012 en 13:30

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: